Página web disponible solo de forma limitada
Por favor, active las cookies para utilizar la página web en toda su extensión

Swiss Cheese Passport, una oportunidad para viajar a Suiza este verano

Este documento ofrece al viajero degustaciones, descuentos y beneficios en cinco queserías que producen Appenzeller®, Emmentaler AOP, Le Gruyère AOP, Tête de Moine AOP y Engelberg Klosterglocke. Quienes visiten cuatro de estas cinco queserías incluidas en el circuito participarán en un concurso y podrán hacerse con alguno de los 50 premios que se incluyen. La fecha límite para participar es el próximo 31 de diciembre de 2021.

Swiss Cheese Passport, una oportunidad para viajar a Suiza este verano

Barcelona, mayo 2021 – Suiza es sinónimo de naturaleza, de paisajes increíbles en los que practicar senderismo, disfrutar de maravillosas rutas en bicicleta y, por supuesto, de los mejores quesos del mundo, producto de una tradición centenaria. Sin duda, la mejor forma de conocer el país helvético es a través del denominado Gran Tour de Suiza, que combina sus aspectos más destacados en un solo viaje. Se trata de una ruta alpina por carretera a lo largo de 1.600 kilómetros que permite al viajero conocer cuatro regiones lingüísticas, cruzar cinco puertos alpinos, visitar 12 lugares Patrimonio Mundial por la Unesco -como la obra arquitectónica de Le Corbusier-, dos reservas de la biosfera -como la de Entlebuch-, 22 lagos o disfrutar del Alpage,  una tradición que consiste en que el ganado suben en verano a pastar a las zonas más altas de las montañas y allí se elaboran los quesos durante esos meses.

Pero, además de disfrutar de todas estas maravillas, este idílico viaje ofrece una gran sorpresa más, como es la posibilidad de conocer algunas de las 700 variedades de queso que el país produce. Y es que en la ruta Gran Tour se incluyen cinco queserías que elaboran algunos de los quesos más míticos y conocidos del país: Appenzeller®, Emmentaler AOP, Le Gruyère AOP, Tête de Moine AOP y EngelbergKlosterglocke y que están presentes, además en el denominado Swiss Cheese Passport.

Este documento, que se consigue de forma sencilla en las oficinas turísticas, en la web https://www.myswitzerland.com/en/microsites/ch/the-swiss-cheese-passport/ (disponible en inglés, francés y alemán) y las cinco queserías que forman parte del circuito, no solo es un recuerdo, sino que ofrece al viajero degustaciones, descuentos y beneficios en cinco queserías que representan a otros tantos quesos suizos. Cada uno de estos centros incluidos en el pasaporte abre sus puertas para mostrar sus procesos de elaboración, totalmente artesanales, sostenibles, tradicionales y que siguen estrictos controles de calidad; ofrecen degustaciones y dan a conocer tradiciones y costumbres locales.

Quienes visiten cuatro de estas cinco queserías incluidas en el circuito participarán en un concurso y podrán hacerse con alguno de los 50 premios que se incluyen. La fecha límite para participar es el próximo 31 de diciembre de 2021 y, entre todos los participantes, se realizará un sorteo a finales de enero 2022 con importantes premios. Para conocer los términos y condiciones de participación completos y los premios que se pueden ganar, se puede consultar la web schweizerkaese.ch.

Estas son las queserías incluidas en el Swiss Cheese Passport:

 

- Appenzeller Schaukäserei 

En medio de la idílica campiña de Appenzell se encuentra esta quesería que elabora Appenzeller®, un queso de fama mundial y el más misterioso de Suiza, que se produce a mano desde hace más de 700 años, también según una antigua tradición. Su toque aromático único se debe a los cuidados que recibe durante al menos tres meses con la salmuera de hierbas, cuya composición, una mezcla de más de 25 hierbas, raíces, hojas, flores granos y cortezas, es un secreto estrictamente guardado. La exposición interactiva del Appenzeller Schaukäserei, en Stein, ofrece información sobre el queso más misterioso de Suiza mientras el visitante se sumerge en el mundo tradicional de Appenzell.

El pasaporte permite un 10% de descuento sobre la compra de quesos AOP. También derecho a degustaciones y 4 francos suizos de regalo sobre las porciones de Käse-Hörnli con cebolla y salsa de manzana por persona en el restaurante Appenzeller Schaukäserei.

- Emmentaler Schaukäserei

El Emmentaler AOP, conocido en todo el mundo como “el rey de los quesos”, lleva elaborándose desde el siglo XII y es el auténtico y original queso Emmental con agujeros. El centro de interpretación está en el pueblo de Affoltern im Emmental y en él se muestra cómo se siguen produciendo las grandes hormas de manera tradicional, ya que cada rueda, para la que se necesitan más de mil litros de leche, puede llegar a pesar hasta 100 kilos. Este queso se produce de forma artesanal en unas 111 queserías de aldeas de la zona a partir de leche recién ordeñada de vacas que pastan en libertad, que se alimentan exclusivamente de hierba y heno, y en su elaboración no se emplean aditivos. El Emmentaler Schaukäserei es también un restaurante y cuenta con su propia tienda.

El Swiss Cheese Passport otorga un 10% de descuento sobre la compra de quesos y sobre porciones de Käse-Hörnli con queso Emmentaler AOP en el restaurante.

- La Maison du Gruyère

El auténtico Le Gruyère AOP, suizo y artesano, es uno de los quesos más conocidos del mundo y toma su nombre de la ciudad de Gruyères, una maravilla medieval al pie de un castillo. La Maison du Gruyère es un museo, quesería y restaurante situado en la localidad de Pringy en la que el visitante descubrirá todos los secretos de este queso cuyas ruedas pesan entre 25 y 40 kilos y se produce con 400 litros de leche. Además, comprobará por sí mismo que se trata de un queso 100% natural cuya receta se transmite de generación en generación desde el año 1115, siguiendo un antiquísimo proceso artesanal extremadamente preciso y minucioso, de forma que la calidad y la trazabilidad de cada rueda están absolutamente garantizadas.

Entre otros beneficios, el Swiss Cheese Passport ofrece reducciones sobre el precio de la entrada a la exhibición interactiva, sobre la compra de fondue moitié-moitié -con mitad Le Gruyère AOP y mitad Vacherin Fribourgeois AOP- y sobre camisetas.

- Maison de la Tête de Moine

El Tête de Moine AOP es un queso que refleja el sabor de una región, más de 800 años de tradición y un método único para disfrutarlo, la girolle, un pequeño utensilio que permite raspar el queso con mayor facilidad y obtener unas pequeñas y atractivas flores que recuerdan a la flor del clavel. En el centro interpretativo y el museo, edificio de la Abadía de Bellelay, en la región montañosa del Jura, donde nació este queso, el visitante podrá conocer las características que lo definen, así como el hecho de que se produce en menos de diez queserías. Su elaboración con leche cruda de vacas alimentadas con pasto y heno y sin aditivos, su riqueza en proteínas y minerales, y el hecho de que no contiene gluten ni lactosa hacen de él un queso que convierte cualquier ocasión en algo único por la riqueza de su sabor y su original corte en forma de flor.

El Swiss Cheese Passport da derecho a una reducción del 30% sobre la entrada al museo, y a descuentos sobre la compra de una girolle y de porciones de queso. También brinda descuentos sobre los platos de degustación.

- Käserei Engelberg

La elaboración de quesos en la Abadía de Engelberg se remonta al siglo XI. Se trata de un sitio único en Suiza enmarcado en un paisaje de ensueño. Esta quesería de exposición es la única en Suiza que esté ubicada en un monasterio.

El Swiss Cheese Passport otorga beneficios varios, como entrada libre y un 10% de descuento sobre la compra de queso.  

atrás
0

Cookies en esta página: Nuestro sitio web utiliza cookies para que nuestros socios puedan reconocer y comprender cómo hacen uso de nuestro sitio web. Al visitar nuestro sitio web, reconoce que está de acuerdo con que utilicemos cookies. Mas información.